Se ha producido un error en este gadget.

sábado, 29 de julio de 2017

INFLUENCIA DE LA LUNA PROGRESADA EN LA CONSTITUYENTE DE VENEZUELA


En esta semana mi amigo el astrólogo Walter Anliker me comentó que el próximo año vamos a tener una luna llena progresada sobre la carta natal de Venezuela y me preguntó que ocurrió en el 2004 cuando por progresión tuvimos una luna nueva.
Como soy curiosa me puse a investigar las lunas nuevas y llenas progresadas desde el nacimiento de Venezuela.
La luna es el espejo del sol y por donde pasa produce cambios en la vida de las personas y de los países. Tarda 28 años, aproximadamente, en darle la vuelta al zodiaco y produce cada 14 años una luna nueva y una luna llena.
Cada 30 años la luna progresada (que se mueve aproximadamente 13 grados por año) se une al sol progresado (que viaja a 1 grado por año), formando una luna nueva e indica tanto el comienzo como el final de un ciclo. Es superar algo que ya paso.
Si revisamos la Historia de Venezuela, bajo la lupa de las progresiones secundarias de las luminarias, encontramos eventos que nos hacen entender lo que estamos viviendo en la actualidad en nuestro amado país.
El día que se firmó el acta de independencia en Venezuela, ese 5 de julio de 1811, observábamos en el cielo una luna llena que transitaba por la Constelación de Capricornio. Signo que representa a los conservadores, tradicionalistas, ambiciosos quienes pensaban que creando una República podrían controlar todo a través de una Constitución. Se redactó una de corte federalista que fue la primera en Hispanoamérica. Sólo tuvo una vigencia de un año.

LLEGARON LOS OLIGARCAS
La primera luna nueva progresada en la carta de Venezuela fue en el signo de cáncer. Era el 30 de abril de 1826 cuando uno de los próceres de la Independencia: José Antonio Páez a través de una Revolución llamada de los Morrocoyes o también conocida como La Cosiata decide separar a Venezuela de la Gran Colombia.
Esta lunación ocurrió en los últimos grados de cáncer (pasado) indicándonos que estaba naciendo otra Venezuela que ya no era la que había soñado Simón Bolívar. Se acababa un ciclo para empezar algo nuevo. Pero……




El catire Páez llega al poder, dando inicio a la IV República cuando el sol progresado de Venezuela ingresaba en el signo de leo. Momento en que se sanciona una nueva Constitución, la del 22 de septiembre de 1830.



La luna llena habla de polarizaciones. No todo era partido conservador. En el segundo mandato de José Antonio Páez aparece el partido liberal con el lema: “más quiero una libertad peligrosa que una esclavitud tranquila”. 
También Páez  se debe reivindicar y honrar al Libertador trayendo sus restos a Caracas el 17 de diciembre de 1842.
En ese periodo tuvimos una luna llena progresada en el signo de acuario y el sol se encontraba en el signo solar del Libertador. Una luna llena muy parecida a la que tendremos en abril del 2018.

En ese momento de luna llena, el 5 de mayo de 1841 se promulga en Venezuela la “Ley de Espera y Quita”, estableciendo que para que un deudor obtuviese el beneficio de darle un plazo de pago para una deuda vencida, debía contar con el consentimiento unánime de todos los acreedores. Era una ley para evitar los mala paga. Si la trasladamos a la próxima luna llena el 2018, con el sol en acuario y la luna en leo los venezolanos exigiremos que nos paguen nuestros acreedores políticos y comerciales.


LLEGARON LOS LIBERALES

La luna nueva progresada en leo de 1856 coincidió con la aprobación, el 28 de abril de 1856, por órdenes del presidente de la República el liberal José Tadeo Monagas, la Ley de División Político Territorial, que contempló que el territorio venezolano estuviera dividido en 21 provincias.
Inmediatamente después, a manera dictatorial, en 1857, se aprueba una Constitución que aumenta el período presidencial a 6 años, el presidente puede ser reelegido y se centraliza la organización del Estado. Pura oligarquía liberal.


 Antonio Guzmán Blanco llega al poder el 27 de abril de 1870 cuando derroca al gobierno provisional de Guillermo Tell Villegas. En ese momento, en progresiones secundarias, tuvimos una luna llena en piscis que significó que el «Gran Autócrata Civilizador» a través de sus ideales se perpetuara en el poder.
Esa luna en piscis le hacía conjunción al sol de Guzmán Blanco, por lo que a partir de ese momento estuvo mandando por casi dos décadas.

 LLEGARON LOS CAUDILLOS GOCHOS 
A fines del siglo XIX, Venezuela atraviesa por una etapa de grandes dificultades tanto políticas como económicas, como consecuencia de la caída de los precios de sus principales productos de exportación (Café, ganado, cuero). En términos generales, estas condiciones fueron razones suficientes para que Cipriano Castro se alzará en armas en tierras del Táchira, el 23 de mayo de 1899, con el propósito de tomar Caracas y establecer un gobierno que luego bautizaría como Liberal Restaurador. Juan Vicente Gómez lo acompaña en esta nueva expedición militar, pero ya con el grado de General y como segundo jefe expedicionario. Finalmente, Castro y su Revolución Liberal Restauradora entran triunfantes en Caracas el 22 de octubre de 1899.
Si levantamos la carta progresada para esa fecha encontramos que el sol se encontraba transitando en el signo de libra y la luna llena en el signo de Aries. Un ciclo que daba inicio a la larga hegemonía de los andinos en el poder. Como nota curiosa tenemos al sol natal de Cipriano Castro haciéndole una conjunción al sol progresado de Venezuela.



En mayo de 1915 tuvimos una luna nueva en libra y el 3 de mayo de ese año el Congreso Nacional eligió al general Juan Vicente Gómez, presidente constitucional para el Septenio 1915-1921


Con Juan Vicente Gómez en el poder se cambiaron siete Constituciones y el 29 de mayo de 1929, con una llena progresada en el signo de tauro, se modifica la Carta Magna para colocar gomecistas fieles al hombre amo del poder. Apego puro.




En marzo del 45 tuvimos una luna nueva progresada en el signo de Escorpio. Era un año de luchas de poderes en donde militares de las nuevas promociones, reunidos en la Unión Patriótica Militar, dirigidos por el Mayor Marcos Pérez Jiménez, en asociación con líderes de Acción Democrática, entre los que destaca Rómulo Betancourt realizan un golpe cívico militar para derrocar al General Isaías Medina Angarita.
Medina fue la víctima de una insurrección contra un sistema de gobierno que él heredó, de la época de Gómez.



LLEGO LA DEMOCRACIA REVOLUCIONARIA:

Tras la caída del dictador Marcos Pérez Jiménez, Rómulo Betancourt regresa al país y el 7 de diciembre de 1958 con el apoyo de Acción Democrática es electo presidente Constitucional de Venezuela.
El día de las primeras elecciones en la era democrática venezolana tenemos una luna llena progresada en géminis en donde tuvimos la más baja abstención en toda la vida democrática. Para ese momento el sol progresado en sagitario estaba sobre el neptuno de Venezuela. Neptuno es el regente de piscis que era el signo de Rómulo Betancourt.

La luna está relacionada con las necesidades de los electores y por ello cada vez que cambia de signo da un matiz particular al contexto político y social de un país.


Es importante recordar que unas semanas después de las primeras elecciones democráticas llega a Venezuela el líder de la Revolución cubana, Fidel Castro, quien por cierto no llego al poder de manera democrática. Era el 23 de enero de 1959, y fue el primer viaje al exterior luego del triunfo de la “revolución cubana” aquel primero de enero de 1959.
En ese momento nadie podía imaginarse que los Castros tendrían 50 años después tanta influencia en Venezuela.



Por segunda ocasión desde el restablecimiento de la democracia en 1958, un presidente en ejercicio Rafael Caldera, entrega el mando al candidato de otro partido político, consolidando de esta manera el sistema político democrático en Venezuela. Era el 12 de marzo de 1974 y unas semanas antes habíamos tenido una luna nueva en el signo de sagitario, que le hacía conjunción al saturno natal de Venezuela. Necesitábamos un presidente ahorrativo, no despilfarrador.
Era el primer gobierno de Carlos Andrés Pérez quien nacionalizo la industria petrolera haciendo que ingresaran al país “petrodólares”” y convirtiéndonos en una “Venezuela Saudita”

Pasan 14 años y el 4 de diciembre de 1988, vuelve a ganar el gocho Carlos Andrés Pérez con un 53% de los votos. En ese momento por progresiones secundarias el sol  estaba en capricornio y la luna llena  en cáncer haciendo que los venezolanos eligieran a alguien del pasado. Una luna en conjunción con el sol de la carta natal de Venezuela. 
30 años después de la primera visita a Venezuela, Fidel Castro regresa a la toma de posesión de Carlos Andrés Pérez. 
¿Se cerraba o se abría un nuevo ciclo?


Llegamos a la era de Chávez y en el 2004 tenemos una luna nueva progresada en el signo de capricornio. Momento en donde los venezolanos necesitábamos escoger de manera objetiva y tomar el futuro del país de manera muy seria.
El 15 de agosto del 2004 se realizó un referéndum activado por la oposición para intentar destituir democráticamente al presidente Hugo Chávez mediante el voto popular según lo previsto en la Constitución del 99. Esa lunación se dio en el signo de Capricornio (Exilio o Destierro) por lo que el triunfo de Chávez en el Referéndum fue logrado gracias al apoyo de sus aliados.
Las lunas nuevas siempre hablan de inicios, es dejar el pasado y comenzar para que cuando la luna forme de nuevo oposición con el sol nos veamos obligados a realizar algún tipo de alianza o ruptura con algo o alguien.

Para abril del 2018 tendremos la próxima luna llena progresada en Venezuela cerrando el ciclo de los oligarcas que empezó con José Antonio Páez.
Durante la luna llena siempre vivimos el momento más intenso del ciclo lunar. Es un logro o un desengaño. Es cuando los miedos o las esperanzas se materializan. Aun cuando nuestras luchas hayan terminado será el momento de plantearnos nuevos objetivos. Las crisis ayudan a ser mejores ciudadanos.

Con la luna llena en el signo de leo los venezolanos seremos protagonistas de algo muy importante. Necesitamos tener amor propio y sentirnos de nuevo admirados. Será un tiempo de invertir en reconstruir el país y en unirnos como una sola familia. Sin odios, sin división.
Estamos a las puertas de un cambio Constitucional con el sol progresado en acuario.
Cuando escribí mi primer artículo  sobre el histórico del sol progresado en mayo del 2011, siempre supuse que tendríamos un cambio en la Constitución a partir del 2012 ya que ha sido una constante cada vez que el sol progresado cambiaba de signo. Pensé también que por estar en el signo de acuario podría darse de manera repentina, inesperada y revolucionaria o que también tuviéramos un verdadero socialismo de igualdad, libertad y fraternidad. Acuario rompe estructuras caducas y hace cosas diferentes. La violación de la Constitución es ejemplo de ello. En mi investigación descubrí que hay un cambio en la Constitución cuando el sol progresado transita por los primeros grados del signo.
Hoy, 30 de julio tenemos a un sol a 6 grados de acuario y una luna a punto de pasar al signo de Leo. Si la luna es el pueblo y el sol es el gobernante la lógica es que el presidente le dé el poder al pueblo.
Una luna progresada que está a 28 grados de cáncer, igual que en 1826 cuando Páez decide que nos separemos de la Gran Colombia.
En estos momentos tenemos en Venezuela a un presidente con sangre colombiana que busca aislar a Venezuela del mundo, convertirnos en una isla y regresarnos a la época de la Guerra de la Independencia.
Todos los dictadores manipulan la Constitución a su antojo para perpetuarse en el poder, pero sabemos también que las campanas suenan a los dos lados y que un presidente no es el dueño del país y que cambiando la Constituyente no se cambia la conciencia de LIBERTAD de los ciudadanos.
¡DIOS BENDIGA A VENEZUELA Y A SUS CIUDADANOS!!



martes, 25 de abril de 2017

EL NODO NORTE EN LEO PARA VENEZUELA: VALENTÍA, VOLUNTAD, VICTORIA




En la Edad Media existían los feudos que eran monarquías heredadas que daban concesiones a cambio de prestaciones políticas y militares a sus vasallos a través de un juramento de fidelidad. Era una sociedad jerárquica en donde en la base de la pirámide estaban los siervos, campesinos, quienes estaban atados a la tierra y se compraban o vendían junto con ella. Seguidamente estaban los caballeros, obispos, señores y abades. Poco más arriba se encontraban los duques, condes y altos prelados, y por último en su cúspide se encontraba el rey. 
Los señores feudales contaban con todo el control, desde el control de las mercancías, comida, hasta la justicia aplicable en el lugar.
La gente tenía su vivienda, su terreno y sus bienes, pero al mismo tiempo no. Todo les pertenecía a los señores feudales, quienes podían disponer de la propiedad cuando quisieran.

En pleno siglo XXI tenemos un país que utiliza las mismas prácticas de la Edad Media. Los que gobiernan, desde hace 18 años y medio, se sienten los dueños absolutos del territorio nacional, incluyendo todos sus recursos.
Leo es el signo asociado a la monarquía y no es casual que el mandatario que inició a gobernar Venezuela en 1999: Hugo Chávez Frías tuviese su Sol en ese signo.
El 2 de febrero de 1999, cuando se juramentó como el 56 presidente de la República de Venezuela (el Nodo Norte en Leo) se encontraba transitando sobre su Plutón natal, por lo que las “circunstancias” lo estaban obligando a cambiar. Oportunidad única de utilizar su poder para transformar a su país sin resentimientos, ni venganzas.
Ese ciclo nodal había empezado el 20 de octubre del 98 y duraría hasta el 7 de abril del 2000. Coincidió con unas elecciones presidenciales en diciembre del 98 y dos referéndums: uno el 25 de abril del 99 para pedir la sustitución de una constitución por una nueva y el otro el 15 de diciembre en donde se aprobó una nueva Constitución.
Han pasado 19 años desde entonces y otra vez el universo nos vuelve a abrir otro ciclo nodal en el eje Leo/Acuario que comenzará el próximo 9 de mayo hasta el 7 de noviembre del 2018.
Ahora al igual que en el 99, también se está hablando de una Nueva Constituyente. Es importante mencionar que los Nodos, cada vez que regresan a su posición inicial nos hablan de un cierre de ciclos kármicos.

ULTIMO CHANCE DEL NODO NORTE
Los Nodos son la intersección entre el recorrido aparente del sol (la eclíptica) y la órbita de la luna alrededor de la tierra y se mueven en sentido horario (por eso están siempre retrógrados). Ellos cada 19, 38, 57, 76 años (aproximadamente) vuelven a su posición inicial. El Nodo Norte y Sur están siempre a 180 grados. Por lo que cuando el Nodo Norte ingresa en el signo de Leo, el Nodo Sur ingresa en Acuario.
Leo y Acuario son signos fijos y aun cuando representan las dos caras de una misma moneda la diferencia está en que cuando el Nodo Norte está en Leo prevalece la voluntad y no soportamos que nada ni nadie nos corte las alas o nos esclavice. Tenemos más confianza y menos miedo. El Nodo Norte en Leo nos invita a ser valientes y a guiarnos por nuestro corazón.
El Nodo Sur en un signo de Aire como Acuario, está más relacionado con lo colectivo, con lo revolucionario. Es el momento de abandonar creencias dogmáticas que lo único que logran es enriquecer a unos pocos.
El Nodo Norte en un signo de fuego es como una luz que nos hará ver cosas que no creíamos que existían y el “darnos cuenta” que no se puede desvalorizar a nadie porque los que hoy están abajo pueden estar pronto arriba.
El fuego de Leo puede darnos calor, pero también puede quemarnos y destruir todo lo que toca. Nos regala fuerza, carácter, voluntad, suceso, pero por otro lado nos puede hacer perder ocasiones por orgullo o presunción. La agresividad, la destrucción, la imposición, los juegos de poder son la cara negativa del León.
El Nodo Norte necesita del Nodo Sur, se deben complementar y estar en equilibrio. No puede encenderse una llama (fuego astrológico) sin oxígeno (aire astrológico).
En la Historia venezolana hay innumerables eventos en donde tuvimos situaciones en donde la energía de los Nodos en LEO/ACUARIO nos trajo miseria, desolación o progresos y oportunidades.

GUERRA FEDERAL: Pueblo contra pueblo
En el siglo XIX, la Guerra Federal comenzó justamente cuando el Nodo Sur ingreso en el signo de Leo: febrero de 1859. Fue una lucha entre dos tendencias políticas enfrentadas: federalismo vs centralismo. En ese momento el planeta Neptuno, al igual que ahora se encontraba transitando en Piscis sobre el Plutón de la carta natal de Venezuela.
Los protagonistas de la Guerra Federal fueron Ezequiel Zamora y Juan Crisóstomo Falcón, por el lado liberal, y José Antonio Páez, por el bando del gobierno conservador.
En estos momentos, en Venezuela estamos viviendo enfrentamientos parecidos a los del siglo XIX; además de tener a un mandatario que utiliza el nombre de Zamora para darle un estatus a los militares, a través de un plan que le da armas a los colectivos y miembros de milicias bolivarianas como fuerzas de choque contra los manifestantes de la oposición venezolana.
Ezequiel Zamora termina muerto de un disparo en la cabeza, el 10 de enero de 1860, debido a una traición de alguien que estaba en su mismo bando.
Aquí podemos ver un uso indebido de egos para tener poder y control a toda causa, sin importar la destrucción del país y de sus líderes.


DEMOCRACIA REPRESENTATIVA Vs DEMOCRACIA PARTICIPATIVA
Un momento importante para Venezuela, en el siglo XX, donde se le dio un buen uso a la energía de los Nodos en LEO/ACUARIO fue durante el gobierno de Isaías Medina Angarita. El nodo norte ingreso en Leo en noviembre del 42 y estuvo hasta abril del 44 fue un momento en donde se sembró el espíritu democrático en la conciencia del pueblo venezolano y se le dio protagonismo al colectivo nacional para tomar protagonismo decisivo en la lucha por la igualdad social.
Otra ocasión única del ingreso del Nodo en Leo fue en el Gobierno de Rómulo Betancourt, que coincidió con la primera visita oficial del presidente de los Estados Unidos a Venezuela: John Kennedy. En diciembre del 61 Betancourt firmó un programa de ayudas diseñado por el Gobierno estadounidense para contrarrestar el avance de la Revolución Cubana en la América Latina.

Ahora en el siglo XXI, tenemos de nuevo el ingreso Nodal en el eje LEO/ACUARIO, la misma posición que tiene Nicolás Maduro en su carta natal.  
Tenemos en Venezuela a muchos líderes que quieren mantener su cuota de poder, sin importarles la participación del pueblo.

Si queremos que los partidos que nos gobiernan tengan presente una Venezuela federal, descentralizada, que se desarrolle totalmente, necesitamos pensar y actuar de manera nacional, sin complicidades entre los que hacen negocios con los fondos públicos.
En la Constitución del 99, que nació con el Nodo en Leo, se habla de la democracia participativa en donde el pueblo está habilitado para manifestarse a través de referéndum o plebiscitos.
Nuestra Constitución es muy clara en su artículo 158 cuando habla de darle poder a la población para el ejercicio de la democracia, no para favorecer a los herederos de la monarquía.
El mensaje del Nodo Norte en Leo está muy claro o nos unimos o nos destruimos.
Leo es la voluntad, Acuario es la libertad. La libertad es como el aire, nos damos cuenta de lo que vale cuando nos falta y un pueblo la obtiene cuando está dispuesto a luchar.


DIOS BENDIGA A VENEZUELA Y A LOS VENEZOLANOS!!

miércoles, 8 de febrero de 2017

ECLIPSE DE SOL EN PISCIS. SE ABRE DE NUEVO EL TELON PARA VENEZUELA


La vida es como una gran obra de teatro y cada uno de nosotros está interpretando el papel de su vida.  El Sol es nuestra esencia, lo que mostramos, la luna es el inconsciente, lo que ocultamos. Cuando estas luminarias se eclipsan hay un sector en nuestra vida que cierra un ciclo. Los eclipses obscurecen el cielo y metafóricamente eso significa el no tener claridad. Es como un corte de luz o como un telón que se cierra en un teatro después de haber visto una obra. Puede que terminemos satisfechos o que sigamos esperando que se vuelva a abrir el telón.

En astrología mundial los eclipses, sobre todo los de sol son muy importantes ya que influyen en el gobernante del país y cambian el destino de los que allí habitan.
El próximo 26 de febrero del 2017, tendremos un eclipse anular a 8 grados de Piscis, que aun cuando no será visible en Venezuela (el cono de sombra llegará a Chile, Argentina y África) podrá causar algún maremoto y afectar el clima. Por ser Neptuno el regente y estar allí también el planeta Mercurio aumentará también el fanatismo religioso, ideológico; pero esta vez vencerá la mente y no el corazón.
Piscis, obliga a darle un buen uso a los talentos y conectarnos con nuestro verdadero ser espiritual, el cual sabe lo que necesitamos para nuestra evolución.
Las veces que en Venezuela tuvimos eclipses de Sol a esos grados de piscis fueron en febrero de 1979 y en febrero de 1998.


Si analizamos estos eclipses como si fuera una obra de teatro (los planetas son personajes que siguen un guion en diferentes escenarios), tenemos:

PRIMER ACTO:
Se abre el telón y aparece Maritza Sayalero, se cierra el telón y aparece coronada como Miss Universo. ¿Cómo se llama la obra?


Venezuela en 1979 estaba gobernada por Luis Herrera Campins. Éramos un país que estaba saboreando la bonanza petrolera. El triunfo de la venezolana en el certamen de Miss Universo, el 19 de Julio de ese año, significó que nos conocieran internacionalmente no sólo por el petróleo sino también por las mujeres bellas.

Si observamos la carta del eclipse de sol en Piscis en febrero de ese año observamos al planeta venus formando un septil con las luminarias por lo que ese triunfo fue una agradable sorpresa. Por otro lado, ese eclipse formaba una oposición también con Saturno, alertándonos sobre algunas limitaciones que pronto llegaríamos a padecer los venezolanos.

SEGUNDO ACTO:
Se abre el telón y aparece una reina de belleza, se baja el telón. Se abre el telón y aparece un militar. ¿Cómo se llama la obra?


Era el 26 de febrero de 1998 y ese día Venezuela se obscureció con un eclipse total, el cual fue visible en nuestro país. Era un año electoral y las encuestas daban como ganadora a Irene Sáez, una ex Miss Universo que llevaba una impecable gestión en la Alcaldía de Chacao.
Después del eclipse su figura comenzó a perder popularidad. Los expertos lo atribuyen al apoyo de COPEI, en su campaña. Nosotros los astrólogos tenemos otra versión.


Luminarias en conjunción a Mercurio y Júpiter en el sector IX podían prever algún cambio en la legislación del país. Cosa que ocurriría el año siguiente con “La Constituyente”
El eclipse formo una cuadratura con el planeta Plutón el cual introdujo un personaje que vino a destruir y a criticar los resultados de la IV República.  La llegada de Hugo Chávez al poder ese año fue un terremoto político y significó, entre otras cosas, la muerte de los partidos tradicionales en Venezuela. Un Marte junto a Saturno en el Medio Cielo podría haber presagiado un Gobierno de tendencias militares y que a través de las leyes de Saturno impondría un “orden” a la medida de sus necesidades.

TERCER ACTO:

El eclipse de Sol del 26 de febrero del 2017, en Venezuela quedará ubicado en la parte más alta del cielo, donde se encuentra el Gobernante. Un lugar nefasto para él ya que lo puede sacar de escena.  Lo que sucede es que al estar colocado a 4 grados antes de la cúspide de la siguiente casa también influye en el sector XI, dónde está la Asamblea y los ministros quienes están bailando pegado con el gobernante.
Si viviésemos en un país donde se respetan las instituciones se podría hablar de un protagonismo del órgano legislativo nacional.
Neptuno al ser regente del eclipse influye en todo lo que tiene que ver con las fantasías y con alguna huida. Un Neptuno angular que puede cambiar la obra en cualquier momento.
Este eclipse viene con una semicuadratura del Sol con Marte y Urano en Aries. Esta configuración aun cuando es universal, nos habla de un estado de alerta ya que se está gestando algo que dependiendo de nuestros sentimientos, pensamientos y acciones puede ser afortunado o no.
Marte y Urano en el sector XII nos hablan de organizaciones manejadas por militares que controlan coercitivamente al pueblo, pero también hablan de espías y de enemigos secretos. Al formar una oposición con Júpiter que está en el sector VI pudiese indicar alguna huelga, que pudiese desencadenar en algo.
La conjunción de Marte con Urano siempre nos trae acontecimientos abruptos que cambian la historia. El primer ciclo de esos planetas en Aries, en el Siglo XX, en Venezuela nació con unas huelgas que apoyaron a los estudiantes presos en “La Rotunda”.  Solidaridad y proactividad, vs egoísmo y reactividad.
Un eclipse que forma un aspecto de quintilio con Saturno nos habla de inventar con nuestro ingenio y habilidades, cosas nuevas para superar los obstáculos y los muros.
Saturno desde la casa VIII pudiera hablarnos de alguna limitación, congelación de cuentas, propiedades, bonos, acciones. Todo aquello que se negocia en el banco. Lo bueno es que forma un trígono con Marte y Urano por lo que vendrá acompañado de defensas ante los ataques.

A nivel mundial algunos mandatarios siguen pensando en construir muros y poner barreras para limitar la libertad. Con este eclipse y con las figuras que se forman en el cielo ¿Ustedes creen que los mejicanos, por ejemplo, se van a quedar pasivos, si les van a poner un muro?

Venezuela sigue teniendo recursos humanos para enfrentar cualquier crisis, si hacemos las cosas de manera diferente. Una sola persona no puede hacer un país, pero muchas podemos dejar de ser espectadores y asumir el liderazgo

SE ABRE EL TELÓN PARA VENEZUELA
¿Estamos preparados para subir al escenario?

jueves, 5 de enero de 2017

LOS SATURNAZOS VENEZOLANOS. 5 de Enero del 2017 comienza a cambiar la historia


Saturno, es el planeta que se relaciona con el pasado. En la carta de un país se refiere a la manera de hacer política y a las dificultades y restricciones para crecer.
Venezuela nació con Saturno retrógrado a 21 grados de Sagitario, por lo que como país estamos obligados a ser los mejores. Tenemos la mejor Constitución, pero se aplica a conveniencia. Saturno hace que nos pongamos máscaras demostrando algo que no somos. En el signo del centauro nos hace preferir lo extranjero a lo hecho en el país.
Cada 28 años (aproximadamente) este planeta regresa a su posición inicial, obligando a las personas, sociedades, realizar algún tipo de corrección y madurar después de eventos que obligan a hacer las cosas diferentes.

OLIGARCAS AL PODER:


El primer Saturnazo venezolano lo vivimos a partir del 27 de noviembre de 1840. En ese momento teníamos al primer caudillo venezolano que estaba en el poder: el geminiano José Antonio Páez, quien el año anterior había sido electo por segunda vez presidente constitucional; y en torno a él estaban los máximos representantes de la oligarquía conservadora. Para esa fecha José Antonio Páez había amasado una considerable fortuna, siendo propietario de los hatos más grandes del país.
En 1840 nace el primer partido político en Venezuela: El partido Liberal quien se opondría a las políticas del gobierno de Páez y sería protagonista de la historia política de la segunda mitad del siglo XIX venezolano.
Un saturnazo que nace con una naciente oposición que exigiría cambios en la política y manejo del país.

REVOLUCIONES, GUERRA Y LUCHAS DE CLASE:


El segundo retorno de Saturno arranca el último día del año de 1869.
En 1868 muchos conservadores comenzaron a apoyar a miembros del partido liberal, lo que ocasionó en abril de 1870 la Revolución Azul, liderada por Guzmán Blanco. Se estaría cerrando en Venezuela el ciclo de los Monagas (liberales), quienes estaban repitiendo los mismos errores de los conservadores.
Esa oligarquía liberal seguía cometiendo abusos políticos, sectarismo político, corrupción, mal manejo de la Hacienda Pública, falta de preocupación del gobierno central con las provincias. Las consecuencias fueron una violencia política extrema y gran caos social.

VUELVEN LOS CAUDILLOS:


Llegamos al tercer saturnazo un 14 de febrero de 1899, con la desaparición de esos dos partidos y la llegada de Cipriano Castro en el poder a través de una Revolución llamada Liberal Restauradora. En ella se buscaba modernizar a las Fuerzas Armadas, cancelar la deuda externa y lo más importante que era volver a un gobierno centralista, algo que molestaba a los caudillos que mandaban en algunas regiones del país.
En noviembre de 1899, Saturno vuelve a pasar factura desde Sagitario apoyado también por el Nodo Norte en ese signo. Una conjunción planetaria que exigía que el país comenzará un siglo XX abriendo sus puertas a la modernidad. Era el momento para estudiar, prepararnos, ser libres y tener fe.

LA GENERACIÓN DEL 28:


El cuarto retorno de Saturno comienza el 16 de diciembre de 1928 con un movimiento de carácter académico y estudiantil que derivó en un enfrentamiento con el régimen de Juan Vicente Gómez. Un Saturno conjunto al sol y al planeta mercurio indicando que esos jóvenes que estaban presos del Régimen pronto serian protagonistas de la política venezolana, 29 años después.

EL PUNTOFIJISMO:



El quinto retorno de Saturno comienza justo el 24 de enero de 1958, solo un día después de la caída de la dictadura de Pérez Jiménez.
En esa carta encontramos a un Sol opuesto al planeta Urano, indicando un giro de 180 grados en la dirección del país. Pasaríamos de un gobierno militar de derecha a un socialismo moderado de izquierda, con una coalición de partidos para mantenerse en el poder.

MUERTE DE LA IV REPÚBLICA:


El sexto retorno de Saturno comienza el 1 de diciembre de 1987, señalando la muerte del Pacto de Punto Fijo, del bipartidismo de AD y Copei y de la desaparición de la IV República que había comenzado con José Antonio Páez.
En este ciclo tenemos la muerte física y política de Carlos Andrés Pérez, Rafael Caldera y la desaparición de Hugo Chávez quien muere justo en su segundo retorno del planeta Saturno.
Observando la carta levantada para ese sexto retorno encontramos a un Saturno en casa XII con Urano, en trígono a Júpiter; indicando acontecimientos relacionados con juicios políticos y la llegada de un militar al poder, luego de una intentona golpista.

SANAR EL PASADO:

El séptimo retorno de Saturno significa de nuevo un cierre del pasado. Comienza este 5 de enero del 2017 con el planeta del karma formando en el cielo un trígono a Urano y un sextil a Júpiter.
Saturno nos conecta con la realidad y nos obliga a trabajar la fe y la certeza de que sí se pueden alcanzar los sueños. Aun cuando tengamos un panorama gris sabemos que las cosas si van a cambiar.
Es la ley del karma, es la ley divina. Todo lo que se ha sembrado, se recogerá en los próximos años.
Los venezolanos necesitamos sentido común, discernimiento, sabiduría y reflexión para prepararnos a los grandes acontecimientos que están por venir.
Si comparamos este momento en la historia política venezolana podemos ver la similitud con todos los retornos de Saturno que hemos tenido.
Ahora hay una oposición que es muy parecida a los liberales, a los puntofijistas del siglo XIX y XX de la historia venezolana.
No es casual que hoy se esté iniciando un periodo legislativo con un representante del pacto de la oposición venezolana: Julio Borges. Él, junto a Ramos Allup, y muchos otros de la MUD, son personajes que le han sacado provecho a la política venezolana en estos últimos años y que ahora con Saturno en la casa IX, junto al planeta mercurio se verán obligados a darle paso a jóvenes políticos que ofrezcan un nuevo liderazgo.
Es importante mencionar que el mismo día que inicia un Saturnazo no es señal de que todo se transforme y cambie. Son procesos que se abren y que deben madurar en el tiempo indicado.
En la mitología Saturno devoró a sus hijos, pero no pudo con Júpiter quien al final pudo destronarlo.
El devorar a los hijos metafóricamente significa querer tener todo el control e impedir que los demás crezcan.
Todo lo que se estanca y permanece mucho tiempo sin ofrecer un cambio está destinado a su desaparición.
En los próximos años, Venezuela tendrá una renovación de los poderes políticos.
Este saturnazo en Venezuela nace con un ascendente en Aries, con la luna y urano. Un pueblo protagonista de cambios, cuando se decida a liberar los miedos y romper las cadenas que lo tienen atado.
El primer saturnazo comenzamos con un ascendente cáncer, marcado con personajes que venían de la independencia y reclamaban poder político.
Ahora los militares, de la mano de un geminiano, están escribiendo un nuevo capítulo en la historia de Venezuela. Tienen la oportunidad de escuchar al pueblo y de transformar el karma de las 7 generaciones, ya explicado en este mismo blog.

Pidámosle a Saturno, que enseñe a nuestros gobernantes el camino de la justicia y el respeto para todos por igual y que nadie es superior a nadie y que todos necesitamos crecer y responsabilizarnos de nuestro futuro.

ORACIÓN A SATURNO:

Invoco y llamo a las fuerzas divinas de Saturno, representante de la justicia, el derecho y el supremo orden de Dios, para que confirme en el alma de todos los venezolanos las sabias y elevadas cualidades de que es poseedor y que elimine la ignorancia y nos devuelva los valores de la educación.
No te olvides de las pestes de tu pueblo y elimina en los gobernantes el apetito insaciable del poder que los corrompe y destruye”


¡DIOS BENDIGA A VENEZUELA EN ESTE SÉPTIMO SATURNAZO!!